Échele Cabeza

LA METANFETAMINA LLEGÓ A COLOMBIA PARA QUEDARSE

junio 21, 2017

Por: Vannesa Morris
Coordinadora del proyecto Échele Cabeza

Desde hace dos años, la presencia de metanfetamina en las muestras que hemos venido analizando en nuestro servicio de análisis de sustancias -SAS-, ha sido cada vez más recurrente. Durante este tiempo, esta sustancia se  ha identificado como adulterante del MDMA, y en los últimos meses como un como un fuerte suplantador del cristal de MDMA. Sin embargo tambien ha comenzado aparecer como metanfetamina pura para ser analizada por parte de nuestros usuarios. 

La sustancia que hizo famosa a la serie de televisión “Breaking Bad”, llegó a Colombia y llegó para quedarse. Es el momento de prender nuestra #AlertaPsicoactiva.

Esta sustancia ya está siendo vendida como tal y comienza a tener unos clientes particulares. Ya no solo estamos hablando de los clientes estafados a quienes les vendieron “meta” por “emdi” sino que al contrario, estamos encontrando un público que es consciente de lo que está comprando. En el último año  hemos visto esta situación con preocupación y hemos reforzado nuestras acciones. Por eso les brindamos esta información a los consumidores, dealers, fuerza pública, medios de comunicación y sobre todo al sistema de salud, para que estén alerta con esta sustancia que tiene entre otros efectos, prologandos periodos de insomnio que pueden gererar crisis de ansiedad y colapsos repentinos.

 

De acuerdo con los resultados obtenidos en la encuesta internacional  Global Drugs Survey del 2017[1], que contó con una muestra de 1.050 personas en Colombia; y de nuestra “Encuesta de Consumo y Cambio de Comportamiento” (Échele cabeza, 2016)[2] realizada el año pasado, y que contó con una participación de 831 personas, encontramos una prevalencia que oscila entre el 3,4% y 8,8% de personas por cada mil habitantes que  afirman haber consumido metanfetamina a lo largo de su vida.

 

¿Pero qué es la metanfetamina y porque hay tanta prevención con esta sustancia?

La metanfetamina  es un potente estimulante del sistema nervioso central. Sus efectos son mucho más fuertes que la anfetamina porque su estructura química atraviesa muy fácilmente la barrera hematoencefálica en el cerebro haciendo que esta se absorba mas rápido. Al igual que la anfetamina, la metanfetamina aumenta la actividad física y el habla, disminuyendo el apetito y produciendo una sensación general de bienestar. Sin embargo, a diferencia de la anfetamina, con la metanfetamina  hay una mayor absorción de la sustancia en el cerebro lo que hace que sea sustancia estimulante  con efectos más duraderos y dañinos sobre el sistema nervioso central.

Se trata de una sustancia de color blanco, cristalino, sin olor y de sabor muy amargo. Fue sintetizada en Japón, en 1919, tomando como modelo la molécula de anfetamina. Sin embargo, sólo comenzó a comercializarse en 1938 con el nombre de Methedrina. Originalmente se utilizaba en descongestivos nasales e inhaladores bronquiales.

Durante la segunda guerra mundial, la metanfetamina se convirtió en la sustancia por excelencia de la guerra y de ejército Nazi. Los médicos alemanes les prescribían una sustancia llamada “Pervitin” cuyo componente activo era la  metanfetamina que se usaba cuando las tropas se sentían cansadas y deprimidas y buscaban potenciar su energía. Los oficiales nazis tomaban clorhidrato de metanfetamina conocida como metanfetamina de cristal para mejorar la eficiencia operativa. Claramente esta sustancia tan estimulante fue la que les permitió sobrevivir y resistir durante semanas enteras entre bombardeos y balaceras.

En un principio esta ventaja farmacológica del ejercito alemán les permitió llevar su conquista hasta las estribaciones de Moscú , pero los excesos y el abuso con esta y otras sustancias cobraron un alto precio y fue el cansancio prologando una vez pasado su efecto, las crisis por depresión y la dependencia fisica y adicción. Al final, la sustancia que le permitió a los nazis llegar lejos y resistir durante semanas  solo les sirvió para manejar la depresion y poder huir del ejercito rojo de Rusia en la contraofensiva que marco el inicio del final del III Reich. (Olher, 2017).

Por otro lado, en Oriente Medio según los investigadores del conflicto armado en esta región, también se evidenció el consumo de anfetaminas y metanfetamina durante la guerra en Siria, se le conoce con el nombre de “Captagon” y sus efectos están asociados a la estimulación, la euforia, perdida de apetito y vigilia prolongada. Su consumo abusivo generó dependencia y una alta tolerancia que demandó dosis amás altas cada vez más.

Actualmente se habla que esta compuesta por anfetamina y cafeína, pero también puede contener metanfetamina. El Captagon (nombre de marca para el estimulante sintético fenitilina) fue sintetizado por primera vez en 1960 para tratar la hiperactividad, la narcolepsia y la depresión, pero fue prohibido en la mayoría de los países en 1980 por ser una sustancia demasiado adictiva.

No es la primera vez que metanfetamina y sus derivados anfetaminicos son usados dentro de un contexto y como excusa para sobrevivir en la guerra y justificar las acciones bélicas. Su uso claramente  ha sido netamente instrumental en el conflicto armado y se ha justificado en estos casos para generar mayor actividad y energía  y aminorar el cansancio y la depresión de las tropas armadas.

En Colombia

Actualmente en Colombia su uso no ha estado asociado a acciones terroristas o como un objeto estimulante de la guerra -o por lo menos no lo sabemos-. Su uso ha venido apareciendo en escenarios totalmente opuestos como la fiesta y el uso recreativo para ciertos estratos socioeconómicos y esto se puede deber principalmente a la influencia mediática y el auge de series y enlatados extranjeros como “Braking Bad” que tuvo su versión a la colombiana “Metastasis” en el año 2014  cuando esta sustancia era totalmente desconocida en el país. Es problable que como courrió con el 2CB (mal llamado cocaína rosada) en cualquier momento tenga una explisión mediática que impulse la curiosidad y el consumo como ya ha pasado en ocasiones anteriores con las nuevas sustancias que llegan al mercado colombiano.

Actualmente no sabemos con seguridad de dónde proviene la metanfetamina que se consume en Colombia, pero si sabemos que a nivel mundial se produce fácilmente en laboratorios clandestinos “de garaje” o medio “echisos” en donde se mezclan diferentes tipos de anfetaminas, con sustancias más potentes como percusores químicos,  ácido para baterías y   medicamentos para resfriado que pueden conseguirse sin ninguna restricción. La preparación de esta sustancia al darse en forma clandestina genera mayores riesgos y daños para la salud.

Usualmente la metanfetamina puede consumirse por la vía esnifada, oral y fumada,  sin embargo esta última suele ser la más riesgosa  pues genera mayor daño, tolerancia y dependencia.

“En las últimas fiestas en las que hemos analizado sustancias con Échele Cabeza nos hemos encontrado con muchos casos de usuarios que consumieron metanfetamina sin saberlo confiados en que su “dealer de confianza” les vendió MDMA. Muchas de estas personas nos han reportado situaciones de crisis y pánico bajo el efecto de esta sustancia al no poder dormir durante más de 24 o 30 horas”.

Lamentablemente hoy en día la metanfetamina se ha convertido en el mayor suplantador de éxtasis en Colombia, por lo que muchos dealers engañan a sus clientes con metanfetamina en vez de MDMA, ya que su presentación tipo cristal es similar, pero sus efectos varían significadamente entre una sustancia y otra.

¿Pero qué recomendaciones deben seguir las personas que no las engaño el dealer, sino que simplemente probaron y comenzaron a consumir esta sustancia?

La primera recomendación es estar seguros de lo que se consume, analizar la sustancia y en caso de no poder hacerlo, iniciar con dosis muy bajas si se tiene sospecha de que puda ser metanfetamina, hay que tener en cuenta que es una sustancia altamente potente y estimulante que genera dependencia y en exceso puede ser tóxica, también que conozcan y se informen sobre los efectos no deseados tales como: taquicardia, incremento del ritmo respiratorio y de la presión arterial, hipertermia e insomnio. Por otra parte, podrían experimentar episodios convulsivos si se hace en exceso, por ejemplo una intoxicación por metanfetamina puede producirse a partir de los 10mg.

El consumo de metanfetamina en pequeñas cantidades puede resultar similar al de la cocaína u otros estimulantes, efectos físicos como mayor actividad física, vigilia, disminución del apetito y aumento en la frecuencia cardiaca. Pero el abuso de esta sustancia presenta consecuencias negativas como la pérdida de peso, problemas dentales, ansiedad, insomnio y perturbaciones en el estado de ánimo, así como alusiones visuales y auditivas.

La recomendación que hacemos para estos nuevos usuarios emergentes es que se informen muy bien sobre los riesgos y los daños en la salud física y psicológica que genera esta sustancia.

La responsabilidad y el cuidado de la salud es responsabilidad de medios e instituciones

Hacemos un llamado al Ministerio de Salud, los hospitales y los servicios de salud de urgencias para que se informen de los sintomas de esta sustancia para que hagan un tratamiento adecuado y no empeoren la situación. Existen diversos y especializados protocolos de atención. Tengan en cuenta que en la mayoria de las ocasiones hay policonsumo y es más difícil de abordar.

También hacemos un llamado a los medios de comunicación y la manera en cómo estos son responsables de la promoción y la incitación a la curiosidad de nuevas sustancias a partir del trato que le dan a las series de moda en este país. Ustedes han sido en muchas ocasiones los mayores promotores de las nuevas sustancias psicoactivas desde el abordaje desinformativo y sensacionalista.

 

Referencias:

Ohler, N. (2017). High Hitler: Las drogas en el III Reich. , México: Grupo planeta

Global Drug Survey  (2017).  Global Drug Survey (GDS) runs the world´s biggest annual drug survey. Comtry report from Colombia.

Échele Cabeza (2016) Encuesta de satisfacccion y cambio de comportamiento. Recuperado de https://www.echelecabeza.com/informe-de-resultados-encuesta-de-satisfaccion-y-cambio-de-comportamiento-echele-cabeza-2016/

[1] Global Drug Survey (2017).  Global Drug Survey (GDS) runs the world´s biggest annual drug survey.

[2] Recuperado de https://www.echelecabeza.com/informe-de-resultados-encuesta-de-satisfaccion-y-cambio-de-comportamiento-echele-cabeza-2016/


Escopolamina
Escopolamina

responder

Todos los derechos reservados | Acción Técnica Social- ATS l Échele Cabeza©2014
info@echelecabeza.com
Tel. 0312694506